menu recetascubanas postres videorecetas croquetasyfrituras sandwiches ensaladas salsasparaensalada sopasycaldos jugosybatidos tragosCubanos salsasvariadas arroces carnedecerdo carnederes pollos mariscos pescados picadillos embutidos potajes comidaparaninos recetasdehuevos carnesvariadas

Meliá Las Dunas

En plena reserva de la Biosfera como es Cayo Santa María, sin duda uno de los mejores enclaves paradisíacos de Cuba y puede que del mundo entero, el complejo hotelero Meliá Las Dunas ofrece una experiencia vacacional incomparable. Para ello, aprovecha la oferta que el resto de hoteles presentan entre los 13 kilómetros cuadrados de la costa y no sólo la iguala, sino que la mejora con servicios exclusivos.

Podríamos estar hablando de uno de los hoteles más grandes, más amplios y con mejores instalaciones de todos los que en Cuba están presentes. El hotel Meliá Las Dunas tiene 24.000 metros cuadrados, en los que se da cabida a huéspedes entre sus 925 habitaciones y, por primera vez, presenta dos áreas completamente diferenciadas para que convivan sin interponerse los turistas que viajan con familias y niños pequeños y, por otro lado, las parejas con ganas de una experiencia romántica, que celebran su Luna de Miel o los grupos de amigos con ganas de no parar de divertirse.

Sólo hay dos puntos de unión entre estas dos zonas, uno es el animado bulevar y el otro, obviamente, la paradisíaca playa de arena blanca y agua azul transparente que baña las costas caribeñas y que los huéspedes del Meliá Las Dunas podrán aprovechar al estar a pocos pasos del mar.

Por si fuera poco, en ambas modalidades puede escogerse la opción de Luxury Rooms, esto es un servicio VIP para los clientes que quieran un trato especial desde su llegada hasta su despedida. En la contratación de este servicio se incluye una asistencia personalizada para atender todas nuestras necesidades. Tanto a la llegada con cocktail de bienvenida como a la despedida con un obsequio especial, el trato será aún más excelente que de normal. Por ejemplo, se regalan botellas de bebidas para los huéspedes, se ofrece escoger el tipo de almohada  con el que dormir, hay amenities de tipo VIP en el baño, se garantiza la reserva en los restaurantes escogidos, se regalan toallas para la piscina y la playa, etc.

En todo caso, la estancia en cualquiera de las habitaciones del Meliá Las Dunas será única. Las categorías de alojamiento son muy variadas. En primer lugar está la estándar, con vistas a las instalaciones comunes, los jardines y el mar, decoradas con cálidos tonos caribeños y mobiliario de alta calidad en madera y hierro forjado.

Las habitaciones VIP son aquellas que disfrutan los huéspedes que contraten el servicio Luxury Rooms, que suman tanto las ventajas de una habitación estándar con todo el paquete de atención personalizada mencionado anteriormente.

Por último, en cuestión de alojamiento de lujo encontramos 13 suites de, como mínimo, 81 metros cuadrados cada una (las habitaciones estándar no llegan a los 45 metros cuadrados). Estas suites están especialmente recomendadas para amantes de las vistas panorámicas, dado que tienen un ubicación privilegiada, así como para las parejas románticas que busquen intimidad. Aún así los recién casados tienen más que recomendada alguna de las 6 hermosas y privilegiadas suites Deluxe Romance.

Como servicios especiales, estas suites permiten disfrutar de una bienvenida con champagne y un plato de frutas, así como un cd de música del hotel. Las ventajas se completan con media hora gratuita de Internet, una cena romántica en el bulevar sentados en una de las famosas palapas, así como un Spa con circuito hidrotermal.

El Meliá Las Dunas tiene 4 imponentes piscinas. 2 de ellas están en la zona de adultos con música y actividades continuas. Las otras 2 están en la zona familiar, siendo una de las piscinas especial para los más pequeños. En la familiar se celebran las actividades en grupo más variadas, incluidas clases de buceo.

Por supuesto, la playa está a apenas 10 metros del recinto del hotel, por lo que es imposible resistirse a disfrutar de ella. Más aún cuando hay hasta tres bares de playa denominados Las Dunas donde disfrutar, aún dentro del servicio Todo Incluido, de cocktails tropicales y snacks variados en la mismísima playa.

Los turistas más activos también tendrán la oportunidad de disfrutar del mar caribeño a su manera. Hay deportes náuticos para todos los que quieran adentrarse en las aguas azules con catamaranes, practicando windsurf o con los pedales acuáticos. También hay clases de buceo, paseos en yates y programas de inmersiones para descubrir el océano desde dentro.

El conjunto del Meliá Las Dunas se completa con 13 restaurantes de gastronomía internacional y especializada (comida criolla, italiana, oriental, mexicana, marinera), snacks bar dentro y fuera del complejo e incluso una heladería para degustar los mejores helados caribeños, punto de reunión frecuente entre los más pequeños.

Apoyanos compartiendo en Redes Sociales: